jueves, 17 de marzo de 2011

La salsa Almeida, un poco indigesta

El retraso es interminable. Anuncio de salida, sobre anuncio de salida, uno detrás de otro. A ver cuando embarcamos. Cae en mis manos un diario atrasado. Me llama la atención la foto de Gallardón. No por el alcalde de Madrid, si no por el que está al lado. No es otro que José Luis A. Almedida, presidente de la Asociación de Hostelería de Asturias. Ultimamente está en todos los lados. Que si en un foro, que si firmando un acuerdo, con Gabino, en una manifestación, hablando en la radio, en la TPA. Parece Nuestro Señor, es ubícuo. Normal, ya que cobra sueldo de la organización. ¡Ay si el abuelo levantara la cabeza! Como hostelero que es, se transforma en la salsa de todas las salsas. Con la tendencia de contaminar los humos, las salsas pierden sabor. No se olviden que el olor también importa.
Mejores salsas, menos indigestas, he comido y comeré. No me gusta la salsa Almeida, es demagógica e indigesta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por comentar