domingo, 7 de diciembre de 2014

#Corrupción. El Partido Popular de España (PP), el Poder Judicial y el juez Ruz

El Partido Popular de España (PP), es un grupo corrupto, con un amplio historial delictivo con más de dos décadas de recorrido. Ese grupo hoy está en la Moncloa. Es el gobierno gracias, en buena parte, a sus mentiras electorales las cuales pueden probarse una a una, y gracias al dinero que obtuvo con prácticas ilícitas y después empleó -sobres y obras aparte- en propaganda, en propagar con nuestro dinero esas mentiras.
Nada extraño que ahora use de todos los recursos a su alcance, y la justicia es uno de ellos, para no hacer frente a sus responsabilidades. Pero una cosa es que no extrañe y otra que sea perdonable: el PP echa más leña a nuestra indignación.
El PP, investido de gobierno, ensucia nuestra patria (esa palabra tan rara ahora) y mancha de vergüenza a todos los españoles.

¿Qué decir del aspecto criminal/judicial que de sus imputados políticos corruptos le gustaría tener a este Gobierno del Partido Popular que promueve y ampara la asfixiante corrupción que cabalga desbocada?
En cuanto al “Caso Gürtel” es preciso señalar la acuciante y deshonesta intromisión que en el Poder Judicial se pretende, previas maniobras orquestadas, desde las instituciones que controla el Ejecutivo de Mariano Rajoy.  Al Partido Popular cada vez le es más arduo el hecho de pretender desligarse de su relación en tan criminal caso, y habiéndose llegado a este punto de supuesta complicidad y de incardinación en tal entramado, desde todas las instancias del aparato del PP ya ni se molestan en disimular la notoria aceleración que quieren imprimir, sin reparar en barras, a las maniobras conducentes a poner toda clase de obstáculos en la instrucción del caso con el objetivo de cegar los canales que le implican como partido político en dicho proceso.
Transferir la insita indignidad del Poder Ejecutivo buscando para ello la complicidad del Poder Judicial, mediante presiones institucionales, representa una evidente muestra más de la iniquidad y el descaro con que, desde el Partido Popular, se ampara impúdicamente la impunidad de sus políticos corruptos y/o deshonestos imbricados en las instituciones que comandan. 
Y si el Poder Judicial se deja corromper por tanta inmoralidad del Ejecutivo (ya hemos tenido alguna que otra ocasión de comprobar que esto sí ha sido así), será una prueba más de su complicidad necesaria en el mantenimiento de la impunidad de los inicuos, y con ello se reafirmará que el Poder Judicial supone un factor determinante en la putridez institucional que nos abruma, por lo que con tales conductas se vendrá en deslegitimar la acción que en cualquier Constitución se supone a la impartición de la Justicia… ¡y definitivamente tendríamos que quitarle la venda de los ojos a la imagen que se tiene de ella!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por comentar